jueves, 2 de julio de 2009

Fuerte varapalo por parte de AdSense

He recibido un injustificado y fuerte castigo por parte de Google AdSense: me han inhabilitado la cuenta, por eso ya no veis ni veréis anuncios de Google en ninguno de mis blogs.
He recurrido la resolución de inhabilitación de cuenta, pero siguen manteniendo la postura que me transmitieron vía correo electrónico el miércoles 1 de julio de 2009:

"Estimado/a Juan ###### ####### ########:
En una reciente revisión de nuestros datos, hemos detectado que su cuenta de AdSense ha supuesto un riesgo importante para nuestros anunciantes de AdWords. Puesto que el mantenimiento de su cuenta en nuestra red de editores podría perjudicar económicamente a los anunciantes en el futuro, hemos decidido inhabilitarla.
Consideramos que esta medida es necesaria para proteger los intereses de los anunciantes y los de los demás editores de AdSense. Somos conscientes de que esta situación puede causarle molestias, por lo que agradecemos de antemano su comprensión y cooperación. Si tiene alguna pregunta sobre su cuenta o las acciones que hemos realizado, no conteste a este mensaje. Encontrará más información en la página https://www.google.com/adsense/support/bin/answer.py?answer=57153&hl=es. Atentamente. El equipo de Google AdSense".

Lo peor de todo es que esta medida tiene efectos de por vida: nunca se me rehabilitará mi cuenta actual ni podré abrir una nueva cuenta con mi nombre, aunque cambie la dirección URL; además, es posible que Argentificia deje de ser valorada por Google. Aunque AdSense se reserva el derecho de inhabilitar cuentas sin justificación, algo ha tenido que cambiar para que hayan tomado esta decisión ahora. Yo no he hecho clicks en los anuncios de mis blogs ni he invitado a nadie a que lo hiciera; no he utilizado ningún tipo de software ni de código para generar clicks automáticos; no he utilizado ningún reclamo especial para conducir a mis visitantes hasta los anuncios de Google; no me he registrado en ningún sitio generador de tráfico web para aumentar las visitas a mis blogs; mis blogs tienen contenido apto para todos los públicos y... ya no se me ocurre nada más. A pesar de todo, los 20 euros que he logrado acumular durante más de un año, pasarán a manos de los anunciantes; todo porque soy un peligro público capaz de sacarles hasta 20 euros, sin necesidad de hacer trampa alguna. ¡Sí señor, un riesgo importante para la economía mundial!
Conclusión: la crisis también ha afectado al gigante Google y tenemos que pagarlo los blogs más humildes; si esta medida les resultara insuficiente, sin duda que seguirían con los blogs más importantes y despedirían a más trabajadores. Que esos tristes 20 euros sirvan por lo menos para mejorar la vida a alguien; yo me voy de AdSense como entré, con la diferencia de que ahora mi nombre está en una lista negra y antes no lo estaba.
Este mundo es un negocio, amigos... ¡así nos va!

2 comentarios:

senovilla dijo...

Es injusto y más conociendo el gran trabajo que realizas en este rincón.

Saludos Cordiales

Anónimo dijo...

es injusto que este blog tan currado e interesante pierda page rank.sobre lo de los anuncios espero que google retire este castigo absurdo.un saludo de un lector diario de argentificia,sigue trabajando en este humilde pero brillante blog